Colaboro en refugios caninos desde el 2008 y en 2009 la conocí// LUNA fue ganando peso ya que ni comparación de cómo entró. Sus dueños la tenían de 6h a 22h encerrada en un garaje.Vino al refugio enseñando los dientes y no quería ningún acercamiento humano. Con los demás perros, se lleva bien.

Cuando trajeron a Luna, coincidió que yo no estaba. Me hubiera gustado verles, para indagar más información.

Con mi terapia adecuada, tuvo un final feliz. -sonrío-

Actualmente, los dueños están contenta, porque con los otros perros que comparte la finca, se lleva muy bien. Y con los demás miembros de su familia, es muy cariñosa y va buscando las caricias.

Me alegro por los resultados.

ADOPTADA

Deja un comentario