Todo comenzó con una pregunta: “Eres feliz? Pues comencemos!”

Siempre siempre hay algo que el can nos está reclamando en aprender.. y sabe que eso también nos gratificará a nosotros..

Puede ser que quiera que le acostumbres a ir a su cama.. saber comportarse ante otros perros.. coger cosas y devolvértelas.. correr a tu lado.. que sepa quedarse quieto en cualquier situación..

En fin, muchas cosas divertidas se le puede educar.. y lo mejor de todo.. sabiendo que el objetivo es que tengamos un mundo mejor entre ambos y los que nos rodean.. Igual a felicidad, bienestar, gozo, alegría..

Nunca es tarde para cambiar siempre que sea para mejorar!!

Deja un comentario